Esta reforma tiene como objetivo la mejora de las condiciones de accesibilidad y eficiencia energética para los usuarios de las viviendas.

Actualmente, existen dos accesos a las edificaciones;

Uno se realiza desde la calle Pasadizo Pernas. Se trata de un único portal que da acceso a dos núcleos de escaleras simétricos que dan servicio a las viviendas correspondientes al número 11 y 13.

El objeto de este proyecto es la mejora de la accesibilidad de la edificación, que actualmente no cuenta con un ascensor que pueda dar servicio a personas con movilidad reducida o de edad avanzada. Por dicho motivo, se plantea la colocación de un ascensor en el núcleo que comparten los nº11 y 13 de Pasadizo de Pernas, de tal modo, que se conserva únicamente una escalera de las dos existente, y en la que se elimina se aprovecha para la colocación de un nuevo ascensor que da servicio a los dos bloques.

El segundo acceso se realiza desde el portal de la calle Médico Durán nº18. Para la mejora de la accesibilidad y con la intención de realizar el mínimo impacto estructural se plantea la colocación de un ascensor en el patio de luces existente.

Para la mejora de la eficiencia energética de la edificación se propone la ejecución de un revestimiento de fachada ligera por medio de paneles de aluminio compuesto, así como la sustitución de las carpinterías existentes por un sistema de ventana abisagrada, con mayor capacidad de aislamiento, mejorando las prestaciones acústicas y térmicas al permitir la utilización de vidrios de grandes espesores y eficientes energéticamente.

En las viviendas se plantean únicamente las obras necesarias para adecuarlas al impacto causado por la colocación de los ascensores, así como por el espacio de giro necesario frente a ellos.

El edificio está formado por B+5, quedando un total de 14 viviendas existentes.